10.5.21

Caminos evolutivos del Individualismo a la Colaboración en Organizaciones Públicas

En este episodio conocerás la experiencia en el camino a la colaboración en la Secretaria de Planeación y Participación Ciudadana de Jalisco.  


Aquí recogemos extractos de la sesión del 30 de abril de 2021, en el contexto de la segunda parte del Design Lab de la Escuela Tejeredes 2021, en donde nuestras invitadas Celia Ramírez Arechiga y María Fernanda Origel compartieron lindas historias, reflexiones y desafíos que se presentaron en el proceso como los que emergen en este tiempo de incertidumbres para una organización pionera en México.


También, podrás disfrutar de la entrevista completa, aquí:


Este trabajo fue realizado por el Equipo conformado por Mauricio Opazo (Entrevistador, Guión y Narración), Etna Estrella (Entrevistadora, Mapeo y Selección de Extractos), Patricio Urtubia (Tech Host y Audiovisual), Natalia Gárate (Mariposa, Redacción de Análisis) y Sebastián Liera (Intro de la entrevista). También contamos con apoyo de Mónica Guerra y Céline Girardon en el equipo y las orientaciones de Helena Piacenza y Carles Gutiérrez.


A continuación, te compartimos el análisis de nuestro equipo:

“Cada organización es resultado de las conversaciones que se dan entre las personas que forman parte de la misma” (Maturana; La Nación 5 de febrero del 2017)


¿Qué es lo que ocurrió para observar estos resultados en la Organización y sus Integrantes?


En algún momento del espacio temporal compartido, desde reflexiones individuales y esa hambre por querer entregar la mejor versión de cada una, un grupo de seres humanos vivos, iniciaron el diálogo que permitió notar que los hallazgos en esos pensares y sentires, correspondían a representaciones de necesidades colectivas y después de reconocer esa conexión, el paso siguiente que las desafió; es el llamado a la acción. Y así comenzó la búsqueda para dar respuesta a esa incomodidad que provocaba la forma tradicional de hacer las cosas, cuando ya deja de hacer sentido en el quehacer cotidiano y comienza el movimiento al cambio, aquel que nunca será fácil, pues implica soltar lo aprendido y lanzarnos a la incertidumbre.
El párrafo introductorio recoge y propone el planteamiento y filosofía, que lanza la responsabilidad de resolver el desarrollo organizacional a los integrantes de la misma, desde una aceptación e inclusión del otro. Más aún si el análisis vivencial se centra en una Institución Pública, el rol de los colaboradores no sólo necesita una observación desde el ser y su participación, sino también desde el servir al otro y sostener una escucha activa. Pero, ¿Cómo se consigue ese tránsito de lo individual a lo colectivo y de lo colectivo a lo comunitario? El primer paso en la experiencia recogida, dice mucha relación con el sostén que se requiere desde la Institución y concretamente con la inspiración y complicidad de las jefaturas en organizaciones públicas, este respaldo es indispensable para evolucionar hacia formas horizontales de convivir y gestión. La relevancia de esta situación descrita tiene relación con el dejar aparecer, fluir y vivenciar sentimientos como la alegría y la incomodidad, pues desde ellos la creatividad se hizo presente, caminando sobre la humildad en el relacionar, desde la cual habían más preguntas que respuestas, las cuales sólo estimulaban por medio del juego, lo lúdico y el cuidado la participación, abandonando las inseguridades y permitiéndose el error, como una oportunidad de evolución. Librándose de la culpa, pues sobre lo que no se hizo tiempo atrás ya no hay más que hacer. Esta conexión de pertenencia en el equipo y del camino que se buscaba descubrir, dándose la mano para comenzar a crear e imaginar proyectos que respondan a las necesidades de ese entorno al cual sirve la Institución. Más aún desde una implicancia no solo desde el idear, sino, también desde la responsabilidad de ejecutar, acompañar y aprender a mostrar el no saber, para que la colaboración se haga presente. Hoy en día este descubrir y vivenciar que eclipsó y tomó forma, trae consigo el desafío de trascender más allá de las personas y transformarse en capas firmes de la cultura que distingue a la Institución, tal vez los resultados logrados de la interacción desde la participación ciudadana, serán el garante por medio de la representación política permanente, que está en manos de las y los ciudadanos/os para perpetuar esta horizontalidad y sus resultados. Desde el Eros el Ser, Nosotres y Vosotres, para una Institución pertinente, representativa y Horizontal.

No hay comentarios:

Google Analytics

Licencia compartida