14.12.16

Tecnologías sociales para planificar tu año de manera colaborativa (II parte)

En esta segunda edición, compartimos ideas para que puedas enfrentar los desafíos del 2017 y lograr un propósito común dentro de tu organización. 


Como compartimos en el post anterior, estamos llegando a fin de 2016 y es tiempo de hacer balances, proyectar cómo vendrá 2017 e impulsar cambios para lograr nuestros objetivos. En esta  segunda versión, te proponemos algunas metodologías que forman parte de nuestras tecnologías sociales y que pueden ayudarte a desenredar tu “lista de deseos” y transformarla en una proyección compartida a través de la co-creación.


Maquilómetro: 


Cada año, intentamos partir de cero, pero hay compromisos que adquirimos y que, con el tiempo, forman parte de nuestro quehacer. Con esta tecnología social, podrán identificar cómo se distribuye el tiempo del equipo.

¿En qué consiste? Es una matriz de 4 a 5 columnas que busca la siguiente información: “Proyecto/iniciativa”, “Actividades por Realizar”, “Actividades en Realización (Desarrollo)”, “Actividades Realizadas” y “Actividades no Realizadas”. Acompañados de post-it, se dividen los proyectos para identificar cuáles están pendientes, qué compromisos siguen vigentes y cuáles ya pueden salir de la lista.

¿Por qué es importante? Para poder planificar, es importante soñar, pero también es necesario ser realistas. Es decir, tener claro qué seguirá formando parte del trabajo del equipo y qué compromisos se pueden desprender para seguir avanzando en conjunto.


Priorización de intereses: 


Sabemos que los procesos participativos y horizontales fomentan la creatividad y potencian las energías de un equipo. Esta tecnología social facilita la conversación, pues ayuda a determinar el nivel de facilidad o complejidad de un proyecto (además del impacto que puede tener).

¿En qué consiste? Se dibuja, en una cartulina, un rectángulo con 4 áreas interiores y se marcan dos ejes de facilidad - a +) v/s impacto (- a +). Posteriormente, se pega en la pared o en el medio del círculo. A través de una dinámica facilitada por un Articulador, cada participante toma un post-it con un proyecto y lo identifica en uno de los cuadrantes.

¿Por qué es importante? Si bien es desafiante y adrenalínico poner metas ambiciosas, la organización también debe medir qué tan factible será realizar un proyecto durante un tiempo determinado. A través de esta tecnología social, pueden priorizar cuáles serán los focos estratégicos a trabajar de manera coordinada, a la vez que existe un consenso sobre los temas a abordar por la organización.


¿Te sirvieron nuestros consejos? Todas estas tecnologías sociales forman parte del Kit tejeRedes, que puedes descargar acá. 


Inscríbete en nuestro boletín para recibir las últimas noticias de tejeRedes y no te olvides de descargar nuestro libro, el cual te servirá de guía para poder enfrentar el desafío de transformar la cultura organizacional hacia una más horizontal y colaborativa. 


Descargar la versión para Chile 

Descargar la versión internacional

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por compartir con tejeRedes ;)

  Seguir a tejeRedes en Facebook   Seguir a tejeRedes en Twitter   Seguir a tejeRedes en Linkedin   Suscribirse a tejeRedes   Suscribirse a tejeRedes  

Actividades destacadas

Libro, Manuales y Cursos Gratis

Servicios tejeRedes